miércoles, 7 de febrero de 2018

"Los buenos", por Hannah Kent.



Inspirada en un caso real de infanticidio, Los Buenos se sitúa en el año 1825 en un remoto valle de Irlanda. Allí viven tres mujeres a las que unirán una serie de acontecimientos extraños y trágicos. Nóra Leahy ha perdido a su hija y a su marido el mismo año: solo le queda su pequeño nieto Michael, que no sabe andar ni hablar, y al que tiene oculto para que los vecinos no crean que ha sido víctima de una maldición sobrenatural. Mary Clifford es la joven contratada para cuidarlo y Nance Roche es la vieja curandera que alivia con hierbas y consejos los males inexplicables. 

La vida de estas tres mujeres se complicará con la llegada al pueblo de un nuevo sacerdote empeñado en limpiar el valle de supersticiones.



"Para cuando cayó la noche, la choza estaba llena de vecinos que se habían enterado de que Martin había muerto en la encrucijada junto a la herrería, se había desplomado cuando el martillo golpeó el yunque igual que si lo hubiera matado el tañido del hierro."

Así da comienzo "Los Buenos", con la muerte de Martin Leahy y sus vecinos reuniéndose en torno al fuego de su hogar y al aguardiente, encendiendo pipas de arcilla y lanzando cenizas para ahuyentar a Los que pudieran entorpecer su tránsito al otro lado.

Ya desde las primeras líneas, se intuye una narración magnífica a manos de la australiana Hannah Kent, que inspirándose en el folclore mágico irlandés, consigue crear una ambientación absolutamente perfecta para su novela. Desde el lenguaje utilizado hasta las referencias a las creencias populares de la Irlanda rural del siglo XIX, Kent mima cada pasaje, creando una especie de sinestesia que le permite al lector sentir, escuchar, oler cada rincón. Y eso no se logra solamente con una labor tremenda de documentación, que la hay, sino a través un estilo pulcro, riquísimo en matices y muy sugestivo. Una auténtica delicia.

En medio de ese universo, entre lo fantástico y lo histórico, están tres mujeres que conducen el peso de la historia: Nóra Leahy, la viuda que también perdió a su hija y que carga con un nieto que ni habla ni se sostiene en pie; Mary Clifford, la joven encargada de ayudar a Nóra en el cuidado del niño; y la anciana Nance Roche, que conoce en profundidad los males que aquejan al mundo y la forma de aliviarlos. Todas habitan un microcosmos cuyo equilibrio se rompe tras la muerte de Martin, como si ese fuese el más nefasto de los presagios. Las vacas dejan de dar leche, las mujeres embarazadas caminan en sueños y las gentes hablan de maldiciones. Una ruptura que se personifica también en la llegada del padre Healy, cuyas convicciones religiosas chocan de frente con el modo de actuar de los lugareños.

La trama que se desarrolla en torno a todos ellos se inspira en un hecho real, y a poco avezado que sea el lector, pronto averiguará cuál será su desenlace. A pesar de ello, el interés se mantiene y el ritmo de la novela, aunque pausado, no decae en ningún momento. No es este una novela de giros imprevisibles ni grandes sorpresas, pero sí una lectura para degustar con calma. Muy recomendable.

25 comentarios:

  1. La tengo apuntada pero lo cierto es que si me hago con ella la leería pero tengo tanto pendiente que estoy optando por tirar de la estantería y descubrir mis tesoros escondidos.

    Bs.

    ResponderEliminar
  2. Simplemente por la ambientación en Irlanda ya le quiero dar una oportunidad, ese folclore que a mi me encanta. Besos

    ResponderEliminar
  3. Después de leer Ritos funerarios, novela que me ha gustado mucho, esta, sin duda, la leeré.
    Besos

    ResponderEliminar
  4. Ya sabes que disfruté mucho de esta novela y tengo en mente Ritos Funerarios desde entonces.
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. hola guapa, me encanta Irlanda, pero más la Irlanda de los celtas que esta más rural, así que lo dejo pasar.
    Un besazo

    ResponderEliminar
  6. Tengo pendientes los dos de esta autora editados por Alba y este año caen los dos fijo. Me alegro un montón de que te haya gustado :)

    ¡Besote!

    ResponderEliminar
  7. Me apetecen mucho las dos novelas de esta autora y cuando esté un poco más tranquila me gustaría leerlas.
    Un beso

    ResponderEliminar
  8. Si te soy sincera, me apetece mucho más la de Ritos funerarios y creo que empezaré con ella en cuanto me haga con un ejemplar. Besos

    ResponderEliminar
  9. No he leído nada de la autora y me gusta tu propuesta (y mucho).
    Besos.

    ResponderEliminar
  10. Me encantaría leerlo. Desde que leí la sinopsis me llamó mucho la atención. Me alegro que lo disfrutaras.

    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  11. A mí todo lo que tenga que ver con el folclore me apasiona, además me da la sensación de que este está como muy relacionado con el realismo mágico. (quizás sea mi impresión) Lo tengo muy pendiente, igual que el otro de su autora.

    Besitos

    ResponderEliminar
  12. Pues me llama muchísimo, pero estoy como Ángela, acudiendo a los que tengo en la estantería, que son muchos los que me quedan por leer.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  13. Tengo apuntada ésta y Ritos funerarios, no sé por cuál de las dos empezar pero cada vez tengo más ganas de leer a esta autora que tanto os está gustando
    Besos

    ResponderEliminar
  14. Lo del infanticidio me tira para atrás, soy muy sensible con esos temas
    Un beso ^^

    ResponderEliminar
  15. Hace ya tiempo que tengo apuntada a la autora pero no se cuando la leeré porque tengo muchísimos pendientes. Besinos.

    ResponderEliminar
  16. No llega a la altura del primero, pero me gustó. Trata temas muy interesantes como la maternidad y los esqueletos de esas urbanizaciones periféricas que son casi microsociedades
    Besos

    ResponderEliminar
  17. Pues es que ocn lo de "folclore mágico irlandés" ya casi me conquistó así que por lo menos le echaré un ojo :-D
    Besos.

    ResponderEliminar
  18. Tengo pendiente a esta autora desde hace tiempo. La ambientación irlandesa me llama y la sinopsis parece muy interesante. Me lo llevo a pendientes.
    Te invito a pasarte por mi blog si te apetece y nos seguimos. ;D
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Tengo pendiente leer a la autora y no será por ganas. Tengo anotado este y el siguiente.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  20. Me recuerda mucho a Del color de la leche. Ya sé que no es lo mismo pero intuyo libro por ese camino. Me da que va a ser muy triste, pero me gusta mucho lo que comentas del estilo, creo que es de los que me gustan por la sensibilidad con la que están escrito y porque conmueve.
    Besos

    ResponderEliminar
  21. Buen principio: "...reuniéndose en torno al fuego de su hogar y al aguardiente, encendiendo pipas de arcilla y lanzando cenizas para ahuyentar a Los que pudieran entorpecer su tránsito al otro lado." Creo que me gustaría, me la apunto. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  22. Justo el otro día compré de segunda mano la primera novela de la autora, Ritos funerarios, que tenía en mente desde hace mil, si me gusta, que intuyo que si, la idea es hacerme con esta
    Besos

    ResponderEliminar
  23. Tanto este como el anterior me llaman mucho, así que empezaré por el otro, y si me gusta, pues seguiré con este. Un besote!

    ResponderEliminar
  24. Me gustan las historias ambientadas en Irlanda, aunque esta novela que reseñas no me termina de convencer. Besos.

    ResponderEliminar